.comment-link {margin-left:.6em;}

25 agosto, 2015

 

Educado Silencio


Inglaterra, siglo XIX. Una dama entra a vivir en una casa y allí la recibe la sirvienta. La dama da por hecho que la sirvienta se hará su propia comida; la sirvienta piensa que su obligación es alimentarse de los restos que deje la señora. Por eso el primer día, exageradamente, le sirve para desayunar cinco lonchas de tocino. Pero otra convención de sociedad se interpone entre ellas: la dama ha sido educada en la tradición de que nada puede quedar en el plato. Con los días la sirviente pasa a ponerle siete lonchas, y luego nueve. Cada vez más agotada, pero digna, la señora ventila todo. ¡Imaginense como acabó aquello!

Esta anécdota está copiada de Manuel Jabois. Creo que es un mágnifico ejemplo de "educado silencio", de los problemas de no preguntar, de los convenionalismos.

La wikipedia, nos define el convencionalismo como:

la creencia, opinión, procedimiento o actitud que considera como verdaderos aquellos usos y costumbres, principios, valores o normas que rigen el comportamiento social o personal, entendiendo que éstos están basados en acuerdos implícitos o explícitos de un grupo social, más que en la realidad externa


¡Cuidado con el consenso social!

Etiquetas: ,


Buscar enlaces a esta noticia en Technorati Menea esta noticia Enviar a Fresqui.com Enviar a del.icio.us
Comments:
Increíble!!
Qué bien refleja, un "sucedido", lo que ocurre en el día a día. Es ¿"educado el silencio"??, ¿seguro?
O ¿no merece la pena (a ninguna de las dos partes) el esfuerzo??

Enhorabuena por tu post!, corto, directo, profundo.
Ya se sabe, ...
Lo bueno, si breve, ... dos veces bueno

nuevaentodo@gmail.com
 
Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?